Camas balinesas, un descanso chill out

camas balinesas

Hay que reconocerlo. Morimos de amor cuando vemos camas balinesas. Pero no todos tenemos el espacio, el sitio adecuado y el presupuesto para tener una en nuestra casa. Está claro que podemos crearlas de una manera más económica, pero disponer de una zona exterior de dimensiones apropiadas es lo más importante.
Las camas balinesas se utilizan como tumbonas y se completan, si se desea, con un dosel, cortinas, cojines, con techo cubierto o descubierto… decorándola según sea nuestro gusto personal y el estilo del lugar donde vayamos a ubicarlas, bien en una terraza, en un jardín, en la piscina… Crean un ambiente chill out perfecto, una zona de relax ideal para terminar tu tarde y tomarte algo en buena compañía con una suave música de fondo y disfrutando del aire libre. ¿Se puede pedir más?

Este tipo de elemento decorativo exterior es muy común en zonas de Indonesia ya que permite protegerse de los mosquitos con las cortinas, doseles o incluso mosquiteras, a la vez que se disfruta de la temperatura agradable de las noches. Las veremos mucho, ya en cualquier parte del mundo, en hoteles, playas y piscinas, donde los establecimientos tratan de crear un ambiente relajante y especial para sus clientes.

Las camas balinesas tienen un tamaño propio de una cama de matrimonio, puede superar el 1.50 de ancho, por lo que se debe disponer de espacio suficiente si queremos colocarlas en nuestra casa.

El armazón puede ser de madera o de materiales sintéticos. Podemos comprarlo suelto e ir añadiendo los demás elementos como doseles, colchones, cortinas y cojines, o crearlo nosotros mismos a través de, por ejemplo, palets que sirvan de base, un colchón que ya no usemos para dormir habitualmente, una funda bonita y muchos cojines a juego. Incluso podemos sujetar las cortinas o doseles con barras de cortina de ducha, así nos protegeremos del sol, el calor y los mosquitos. Siempre utilizando materiales que puedan soportar las condiciones climatológicas ya que estará, lógicamente, al aire libre.

Confort y elegancia con las camas balinesas

Las camas balinesas se asocian a momentos de relax, confort, las podemos usar para descansar, para leer, para tomarnos una copa en buena compañía y disfrutar de un momento de intimidad.

Las podemos instalar en nuestra propia casa pero también es posible encontrarlas en hoteles que las colocan en playas privadas para poder disfrutar del mar, una puesta de sol, y también algunos restaurantes orientales las utilizan para servir su comida en bandejas en las propias camas.

Imagen: H10 Premium

Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 0
Isabel
Escrito por
Isabel
Más artículos de Isabel

Dormitorios vintage, un ambiente romántico

Como ya os he comentado alguna vez, me encanta el estilo vintage...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *